El autor

Me llamo José-Luis Prieto, nací en Madrid en 1973, soy abogado y consultor, desde 2007, tengo familia, ingresos, vivienda y compromisos en Móstoles y La Coruña.
Soy demócrata y socialista libertario, por ese orden. Creo que la libertad debe ser efectiva para todos, que hay que garantizar la igualdad absoluta de derechos y oportunidades, y que el ser humano es social por naturaleza.

Archivo: Julio 2006

Yo apoyo a Israel

En estas fechas estamos presenciando numerosas manifestaciones a lo largo y ancho del planeta exigiendo a Israel que cese las operaciones bélicas (bélicas, que en esa zona nunca se acabó la guerra) que ha lanzado primero contra la franja de Gaza y posteriormente contra Líbano, particularmente en el sur del país de los cedros.

Sin duda que Israel debería cumplir todas las resoluciones de las Naciones Unidas que pretenden normalizar la convivencia entre los Estados de Oriente Medio, sin duda, y precisamente como amigo demócrata de Israel deploro con mayor severidad que los antisemitas sus violaciones del Derecho Internacional. También precisamente por la inclinación que, separándome del mundo musulmán, me aproxima a Israel, es por lo que aborrezco los ataques a civiles perpetrados por su ejército. Porque creo que es posible un Israel que se desarrolle colectivamente dentro de la legalidad, para lo cual es absolutamente necesario el concurso activo, imponiéndoselo, de Estados Unidos y la Unión Europea.

Pero echo mucho de menos el mismo reproche hacia el otro lado de la contienda.

La actual crisis comenzó no cuando Israel invadió, al sur, la franja de Gaza, sino cuando un jovencísimo soldado israelí fue secuestrado por un grupo terrorista con la complaciencia de la ANP, cuando no con su abierta simpatía. ¿Qué ha hecho la ANP para evitarlo? ¿Permitíamos que nuestro Gobierno no lo hiciera si fuera secuestrado un soldado español?

La crisis continuó cuando el 12 de junio, en el norte, Hezbollah rompió la calma tensa que mantenía con sus vecinos judíos secuestrando a otros dos soldados, haciendo una incursión terrestre en suelo israelí y lanzando misiles Katiusha contra nucleos de población civil israelies. Y volviendo a suelo libanés a refugiarse. Porque Libano renuncia a ejercer su soberanía en su territorio administrado por el terrorismo chií, siendo Hezbollah un Estado dentro del Estado.

Hoy, un joven israelí continúa secuestrado en suelo administrado por la ANP, que no ha desplegado ninguna actividad en orden al cese de tal delito, y Hezbollah continúa lanzando misiles contra inocentes ciudadanos israelíes.

¿Por qué no hay la misma contundencia con ellos que la que yo he manifestado contra las transgresiones de Israel?

Las Ideas no está en la red Anti-PP

Aunque la web de la denominada plataforma “Anti-PP” se ha caído, en la misma ha figurado Las Ideas como miembro de su red. Lo cual es falso. Las Ideas no ha adoptado ningún acuerdo al respecto, ya que ni siquiera ha recibido ninguna propuesta en ese sentido.

La inclusión en dicha plataforma ha sido realizada unilateralmente por el responsable de la misma, sin conocimiento ninguno por parte de Las Ideas.

Las Ideas es una asociación constituída constituida conforme las formalidades legales de aplicación, y en su virtud sus acuerdos sólo pueden ser tomados por sus asociados en Asamblea General, y llevados a efecto por su Junta Directiva -de la que un servidor es su Secretario General-. Hasta que termine el actual proceso de regularización tras ampliar su ámbito de actuación desde el regional de Madrid al estatal, de hecho están aplazadas todas las decisiones de relevancia, a fin de que puedan implicarse activamente los nuevos socios provenientes del agregador de blogs LasIdeas.es bajo los auspicios de la propia asociación.

Las Ideas, desde que comenzó a catalizarse como colectivo informal en 2001 (fecha de registro del dominio lasideas.org), se ha caracterizado por cuatro circunstancias definitorias:

  • su pluralidad dentro de la izquierda,
  • la tolerancia entre sus miembros,
  • su independencia colectiva y
  • su compromiso incondicionado y beligerante con la democracia pluralista.

Por ello, puede haber en Las Ideas quien, como un servidor, sea abiertamente anti-PP, del mismo modo que, de hecho, son mayoría quienes se adcriben a líneas “pro”, a favor de planteamientos progresistas, siendo sólo circunstancial el hecho de que en los mismos no se encuentre el PP.

Más información, por Carlos Guadián y César Calderón.

El emblema del PP en 1998 y 1999

Viñeta publicada en GaraYa que la ultraderecha parlamentaria da tanta credibilidad al órgano de expresión del nacional-socialismo vasco (que los extremos se tocan, y hasta se necesitan), confío en que renovará la confianza que le mereció la rosa socialista abrazada por la serpiente etarra la viñeta que el mismo autor publicó anteayer en el mismo medio, con el ave carroñera (que eso es una gaviota) que simboliza al PP felizmente abrazada por lo que Aznar denominó “Movimiento Vasco de Liberación”. ¿No?

La lista parda de la blogosfera

MinuteBlogs federados en la Red autodenominada “Liberal” que enlazan, algunos como “blogs asociados”, a la versión on-line española del órgano de expresión del Frente Nacional de Le Pen:

  • Batiburrillo
  • Desde el exilio
  • DoceDoce
  • El rincón de la libertad
  • Freelance Corner
  • Jorge Valín Weblog
  • Laissez-Faire
  • Radicales Libres

18 de julio

Franco bajo palioUna reconciliación que consagre la injusticia no es una reconciliación. Porque no cabe una reconciliación a cualquier precio. Y ya no se trata de Derecho, sino de reconocimiento.

Durante cuarenta años, y cómo se intenta últimamente, sólo se ha honrado la memoria de los muertos de uno de los bandos en la Guerra Civil española. Sus familiares han tenido dónde ir a rezarlos, a recordarlos, y han sido consolados y compensados. Sus nombres han estado grabados como “Caídos por Dios y por España” en lugares privilegiados de nuestros pueblos. Sus acciones han sido sublimadas.

Su traición fue ennoblecida.

Durante casi setenta años, y como algunos pretenden mantener, no se ha honrado la memoria de sus víctimas. Los familiares de éstos, en muchas ocasiones, no han tenido dónde ir a honrarlos con su silencio, pues habían sido hundidos en cunetas anónimas. Han debido ser recordados a escondidas, clandestinamente, bajo obligación de avergonzamiento. Sus nombres han sido tachados, ensuciados, vilipendiados. Sus acciones han sido demonizadas.

La defensa que la mayoría de ellos hicieron de la libertad fue envilecida. Porque la Historia la escriben, con mentiras, los vencedores.

La guerra no ha terminado: Los hijos y los nietos del bando fascista se niegan a renunciar a la victoria con que masacraron y sometieron a la mayoría de los españoles, y se niegan a compartir la Historia de España con los hijos y nietos de quienes defendieron la Constitución, la democracia y la libertad. Nos recuerdan que ellos ganaron, y que el que gana se queda con el botín. Y que nuestra actual democracia no debe llegar al botín de su salvajada.

  • Google

Artículos recientes

Últimos comentarios

Los más comentados

Mis compromisos

  • No hay socialismo sin revolución
  • Adopta animales abandonados
Creative Commons License